Los partidarios están pidiendo al gigante minorista que se asegure de que sus contratistas cumplan con la ley y protejan los derechos de los trabajadores.

SAN FRANCISCO – Los trabajadores y sus simpatizantes entregaron casi 20,000 firmas pidiendo a Walmart que asuma la responsabilidad por las condiciones en su cadena de suministro a dos miembros de la junta ejecutiva de Walmart: Aida Alvarez, presidenta de Latino Community Foundation, y Marissa Mayer, directora ejecutiva de Yahoo, Inc. .

Los trabajadores de Quetico, LLC, un almacén en Chino, California que mueve mercancías destinadas a Walmart y otros minoristas, lanzaron la petición en febrero después de que el estado determinara que a 865 trabajadores les robaron más de $1 millones en salarios.

“Estamos agradecidos por el apoyo de tantas personas en todo el país”, dijo Yurguien Juarez, un trabajador de almacén que viajó a San Francisco. “Realmente esperamos que con toda esta atención, Walmart reconozca la necesidad de involucrar a los trabajadores para garantizar que las condiciones dentro de los almacenes sean seguras y que los trabajadores sean tratados con respeto”.

Después de realizar una larga investigación sobre quejas graves de salarios y horas en ese almacén, el estado de California emitió una citación a Quetico por $1 millones en robo de salarios durante los últimos tres años con base en salarios de horas extra no pagados, multas e infracciones del período de comida. Desde que la Comisionada Laboral anunció los hallazgos de su departamento, ha aumentado el hostigamiento contra los trabajadores y la empresa se comprometió a apelar el fallo que incitó a los trabajadores a crear la petición.

El apoyo ha sido fuerte. Trabajadores, estudiantes, miembros del sindicato y simpatizantes de la comunidad de Walmart se unieron a la entrega pacífica de las firmas de la petición.

“Walmart debe escuchar a las mismas personas que hacen que su negocio funcione”, dijo Feng Kung de Trabajos con Justicia en San Francisco. “Estamos orgullosos de unirnos a los trabajadores de los almacenes en su lucha por mejorar sus trabajos”.

La petición pide a Walmart que haga cumplir sus "Estándares para proveedores" con responsabilidad real y aportes de trabajadores como Yurguien Juarez. Como el minorista más grande del mundo, Walmart tiene el poder de limpiar toda una industria, mejorar los empleos y proteger a los trabajadores dispuestos a hablar por el bien común.

Los trabajadores también pidieron a Alavarez y Mayer que se reunieran con ellos. Los trabajadores del almacén señalaron que las metas de la Fundación de la Comunidad Latina, que preside Álvarez, y de Warehouse Workers United son similares.

“Estimamos que alrededor del 80 por ciento de los 85,000 trabajadores de almacén en la región son latinos”, dijo Guadalupe Palma, directora de Warehouse Workers United. “Al igual que la Fundación de la Comunidad Latina, estamos enfocados en transformar la vida de miles de trabajadores y sus familias. Los buenos trabajos con salarios decentes, el acceso a la atención médica y otros derechos básicos son clave para que los trabajadores de los almacenes puedan alcanzar el Sueño Americano”.

Warehouse Workers United es una organización comprometida con mejorar la calidad de vida y los trabajos de los trabajadores de almacén en el Inland Empire del sur de California. Alrededor de 85,000 trabajadores, en su mayoría latinos, trabajan en los condados de San Bernardino y Riverside para mover mercancías destinadas a minoristas como Walmart. La mayoría de los trabajadores son contratados a través de agencias temporales, pagan salarios bajos, no reciben beneficios y no tienen seguridad laboral.

###